• 315 gramos de macarrón cortado
  • 125 gramos de queso tipo cheddar rallado
  • Para la salsa de queso:
  • 75 gramos de mantequilla
  • 1/3 de taza de harina
  • 1 cucharadita de mostaza
  • 2 1/2 de leche
  • 90 gramos de queso tipo cheddar rallado
  • Pimienta negra recién molida, al gusto

1. Cueza la pasta ‘al dente’ en agua hirviendo salada. Escúrrala bien y póngala en un trasto refractario engrasado.

2. Salsa: Derrita la mantequilla en una cacerola a fuego medio. Añada harina y mostaza, revolviendo, 1 minuto.

3. Retire del fuego, vierta la leche y bata para mezclar.

4. Regrese al fuego bajo, revolviendo constantemente hasta que la salsa espese. Añádale el queso y sazone con pimienta.

5. Vierta la salsa sobre la pasta, rocíe el queso y hornee de 20 a 25 minutos a 180° C o hasta que el queso esté dorado y la pasta caliente.