• 3 chiles pasilla, desvenados y sin semillas
  • 5 cucharadas de aceite
  • 1/4 de cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 3 jitomates maduros
  • 3 calabacitas
  • 1 cucharada de puré de tomate
  • 3/4 de kg de falda de res cocida y deshebrada
  • 2 huevos
  • 1 cucharada de harina
  • Sal

1. En una cacerola ponga 2 cucharadas de aceite y fría en él, muy ligeramente, los chiles pasilla.

2. Sáquelos y póngalos a cocer en una cacerolita con 1 1/2 tazas de agua, hasta que estén blandos (aparte la cacerola con el aceite, pues lo usará un poco más tarde).

3. Licue juntos la cebolla, los ajos, los jitomates, el puré de tomate y los chiles con su agua de cocción.

4. En la cacerola en que frió los chiles, fría ahora lo licuado hasta que esté bien sazonado. Pruébelo y añada la sal necesaria, y retire la salsa del fuego hasta que estén hechas las tortitas.

5. Corte las calabacitas en cuadros no muy pequeños.

6. Mientras se esté sazonando la salsa, bata los huevos con la harina y un poco de sal, y agrégueles la carne deshebrada, mezclando bien.

7. Caliente el aceite restante en un sartén, y con una cuchara tome porciones de la carne con huevo, déles forma de tortita y empiece a freírlas.

8. A medida que se vayan dorando las tortitas, échelas en la salsa y cuando todas las tortitas estén en la salsa, ponga la cacerola al fuego, añada las calabacitas y deje cocer hasta que las calabacitas estén blandas.

9. Pase las tortitas a un platón hondo y sírvalas muy calientes, acompañadas de tortillas calientes.