• 20 almendras peladas
  • 10 nueces
  • 10 avellanas
  • 10 ciruelas pasas
  • 10 dátiles
  • 20 orejones de manzana
  • 20 orejones de chabacano

1. Pele los frutos secos que lo requieran, es decir que los haya comprado con cáscara como almendras, nueces, avellanas, entre otros. Separe las nueces en mitades.

2. Quite el hueso a ciruelas y dátiles, si es el caso.

3. En un canasto bonito o en una cajita con una bonita servilleta de tela, ponga todos los frutos acomodados armoniosamente.