• 1 lata de leche condensada
  • 4 huevos
  • 1 taza de nueces
  • 1 cucharadita de mantequilla
  • 1 cucharada de harina
  • 3 cucharadas de azúcar glass (opcional)

1. Engrase un molde redondo pequeño con la mantequilla y espolvoréele harina, para que pueda desmoldar el dulce sin dificultad.

2. Licue juntos la leche condensada, los huevos y las nueces.

3. Vacíe lo licuado en el molde y hornéelo unos 40 minutos a 150° C (300° F). Saque el molde del horno, deje que el dulce se enfríe un poco y desmóldelo en un platoncito. Si gusta puede espolvorear con unas 3 cucharadas de azúcar glass.