• Pan de molde blanco.
  • Huevos.
  • Leche.
  • Aceite o manteca para freir.
  • Azucar glass.
  • Miel.

Preparación:

Mezclar los huevos con la leche.
Sumergir las rodajas de pan en una mezcla preparada con la leche y los huevos batidos.
Luego colocarlos en una sartén que contenga aceite caliente.
Dorar por ambos lados cuando estén dorados retirar y servir.
Bañar de miel y espolvorear el azúcar glass.
Acompañalos con leche.