• 18 tortillas pequeñas
  • 3 elotes grandes con huitlacoche
  • 1/4 de taza de aceite
  • 1 cebolla pequeña finamente picada
  • 2 dientes de ajo finamente picados
  • 3 tallos de epazote
  • 4 chiles verdes finamente picados
  • Sal

1. Separe con un cuhillo afilado, el huitlacoche del olote y píquelo en trocitos. Arranque de sus tallos las hojas del epazote, lávelas con agua fría y píquelas finamente.

2. Caliente en una cacerola, a fuego medio, el aceite y sofría la cebolla, el ajo, los chiles y el epazote hasta que la cebolla se ponga transparente.

3. Agregue al guiso el huitlacoche y 1/2 cucharadita de sal, revuelva todo perfectamente y tape la cacerola. Deje que el guiso se cueza por unos 20 minutos, revolviendo de vez en cuando.

4. Caliente en un sartén el aceite restante y pase por él rápidamente las tortillas de una en una. Para que no se pongan tiesas, vaya apilándolas en una cacerola a medida que las vaya sacando del aceite.

5. Prepare un molde de vidrio refractario. Ponga en cada tortilla una cucharada copeteada del guiso de huitlacoche, enróllelo como taco y colóquelo en el molde. Forme así 18 taquitos.

6. Tape el molde con papel aluminio y llévelo a la mesa. Si va a servirlos más tarde, prenda el horno unos 10 minutos antes a 150° C (300° F) y meta el molde para que se calienten perfectamente los taquitos.